Vino tintoVino blancoVino espumosoDestiladosOtros vinosOfertasSelecciones
Transporte gratuito a partir de 200 €Gastos de envío

Bodegas Emilio Moro

Bodegas Emilio MoroBodegas Emilio Moro

Bodegas Emilio Moro cuenta con la base perfecta para la elaboración de grandes vinos: tradición familiar (José y Javier Moro son la tercera generación de viticultores), un enclave estratégico (el corazón de la Ribera del Duero), uva autóctona en clon puro, suelos de excelente calidad (arcillosos, calizos y de grava) y una orientación ideal.

Actualmente, la bodega posee unas 200 ha. de viñedo propio, plantadas e injertadas con un excelente clon de tempranillo recuperado de sus viñas más viejas, Este material vegetal supone un activo de vital importancia, pues la pureza del “clon de la familia” garantiza uvas pequeñas y concentradas que se transformarán en vinos de alta expresión. Los viñedos más antiguos fueron plantados en 1924 y, a partir de ellos, Emilio Moro selecciono los mejores para reinjertarlos en los otros viñedos. Así, mientras otras bodegas arrancaban cepas viejas, en Emilio Moro se garantizaron perpetuar la esencia de sus vinos a través de la mejor una tinta fina.

Este hecho ilustra perfectamente la voluntad de la firma que no es otra que conjugar los métodos tradicionales y la alta tecnología para obtener los mejores resultados posibles. Herencia del trasiego con arado y la vendimia a mano descubierta, Emilio Moro es hoy un templo del recuerdo y una apuesta hacia el progreso, con la tecnología al servicio de la calidad.y algunos de sus pagos más conocidos son Resalso (1,02 ha.), plantado el año en que nació Emilio Moro (1933), con suelos profundos y frescos; Valderramiro (4,2 ha.), con los vasos más antiguos de la bodega y la cuna de su gran vino de pago, Malleolus de Valderramiro; Sanchomartín (0,7 ha.), con unas excelentes condiciones de maduración, ofrece vinos tánicos y de marcada acidez, ideales para la crianza; y Camino Viejo (7,5 ha.), donde nace Malleolus.

En Emilio Moro es fundamental el respeto por el medio ambiente, que les asegura, no solo uvas de la mejor calidad, sino un futuro saludable para el entorno y para sus propios viñedos. Se sigue un programa de ahorro energético, se reciclan todos los materiales posibles de manera concienzuda y se sigue investigando para convertir los viñedos en entes tan sostenibles como sea posible. La bodega se ha provisto de una aplicación informática que les permite monitorizar al detalle cualquier cambio en el suelo, en la uva o en la meteorología, información de vital importancia para hacer un uso preciso de los recursos disponibles en caso, por ejemplo, de la aparición de una plaga. Igualmente, se lleva un registro preciso de las variedades de cada finca, los suelos y los años de plantación, con el claro objetivo de conocer al máximo hasta el último detalle de cada cepa; sólo así conseguirá la bodega elaborar los mejores vinos.

El estilo de los vinos de Emilio Moro es reconocido por todo buen aficionado al vino por su equilibrio. Alcohol y acidez, fruta y madera, modernidad y tradición, se dan la mano en armonía para dar lugar a extraordinarios vinos que son fruto del tesón y la unidad familiar, del sacrificio y la humildad. Son vinos maduros y complejos, intensos, llenos de color y muy expresivos. Los tintos más jóvenes alardean de espontaneidad y fruta intensa, mientras que los vinos de crianza regalan complejidad, texturas aterciopeladas y redondez.

La familia Moro cuenta con otro proyecto en Ribera del Duero: Cepa 21, además de viñedos en la DO Bierzo, donde elabora extraordinarios vinos blancos.

Todos los productos de Bodegas Emilio Moro

4,4/5
(Basado en 62 opiniones sobre 10 vinos)

Emilio Moro Finca Resalso 2018

8,55

Compra limitada a 60 bot.

Emilio Moro 2017

18,80

(17,24 x12)

Malleolus 2017

29,95

(27,45 x12)

Emilio Moro El Zarzal 2018

12,10

(11,09 x12)

Emilio Moro La Felisa 2018

24,95

(22,87 x12)

Emilio Moro La Revelía 2018

21,95

(20,12 x12)

Clon de la Familia 2011

265,00

(242,92 x12)